Seguidores -- GRACIAS POR ACOMPAÑARME OTRO AÑO

CONCIERTO DE MORENTE

LA EPIDEMIA AZUL

LA EPIDEMIA AZUL
Portada: Higorca

miércoles, 28 de agosto de 2013

TRISTEZA


TRISTEZA
Hoy mi cielo se ha tornado gris. He sentido que el verano ya no existe. Un escalofrío ha recorrido mi cuerpo y el corazón encogido siente una punzada de dolor. Me aterra lo que veo en la pequeña pantalla y lo que me llega a través de distintos medios.
¡Cuánto dolor! Todos esos niños en el suelo, uno al lado del otro, inmóviles, estáticos, muertos. Al ver eso llegan mis dudas y como siempre me pregunto ¿Qué culpa tienen ellos para hacerles pagar con ese martirio? ¡Porque mártires son! ¿Qué han hecho para merecer una muerte tan cruel, dolorosa y aterradora? ¿Qué mano asesina a sangre fría? ¿Qué esperan, qué quieren? ¿Por qué no aprovechan su sabiduría para otras cosas? ¡Si acaso la tienen!
Sus ojos grandes y expresivos, hoy están cerrados para siempre ya nada existe para ellos, tampoco para aquellos padres que milagrosamente se han salvado. Siempre los llevaran en su corazón.
Los países fabrican armas de cualquier tipo simplemente por el hecho de poseer dinero, de ser ricos ¿a costa de qué? ¿Cómo podemos permitir ese tipo de terrorismo? ¿Es que “ellos” no tienen hijos, nietos? ¿No hay ningún tipo de castigo para ese horror?
En muchos lugares del planeta no sale nunca el sol, la vida es difícil, no hay una edad en la que esos pequeños puedan jugar en libertad. La vida es corta para todos ellos.
Cada vez queremos más posesiones, nada nos conforma y simplemente viendo lo que nos rodea nos damos cuenta que el egoísmo es grande. Cuantas veces leo que hay cabezas pensantes ¿Qué piensan? Sería mejor que aprovecharan esa inteligencia para enseñar a vivir todos en paz, explicando lo que significa un oficio, dando un bienestar, gozando de todas las cosas hermosas que la naturaleza nos ofrece, enseñando a los niños que las flores son de mil colores y que hay mariposas que liban en ellas para ofrecer la más bella danza que en el mundo existe, que al poner sus manos se posen en ellas en señal de amor.
Me gustaría poder volar como una paloma llevando en el pico una rama de olivo, y regalando sonrisas por todo el mundo. Que se terminara el hambre, la miseria, el dolor. Cambiar las mentes de aquellos dirigentes que solamente pretenden su propio bienestar y que comprendieran al fin que vivir es algo más.
Quiero soñar y pensar que esos inocentes niños estarán transformados en estrellas, esas estrellas que tanto me gusta mirar en las noches claras de luna llena que parecen sonreírme.

Higorca




sábado, 24 de agosto de 2013

LLANTO EN GALICIA

Dibujo: Higorca Gómez


 Llanto y más llanto, dolor en el corazón,
el alma se encoge ante tanta desgracia.
¿Qué ha pasado Señor Santiago?
Camino por entre raíles y puedo ver
hierros retorcidos, sangre vertida
de tantos y tantos inocentes,
gentes que  en peregrinación marchan
para llegar a tu lado.
Santo Patrón de nuestra España
¿No has podido detener la matanza?
Quizás ellos llegaban con la ilusión
de abrazar ese cuerpo que de esperanza
                                     les llenaba.
¡Que ha pasado Señor Santiago!
Solo queda rezar
por tantos muertos como en su camino
                                           han quedado.
Cuando la noche caía y el cielo se tornaba negro,
cuando el amanecer en Galicia se presagiaba claro,
cuando los peregrinos se postran ante el santo,
cuando llegaban hasta el Señor Santiago
cuando no se rezaba, la tragedia se estaba formando
cuando me pregunto
¿Por qué Señor tanto llanto?
Cuando no obtengo respuestas a tantas preguntas
cuando veo y palpo el dolor producido
cuando me miro al espejo me digo
cuando me pregunto
¿Señor por qué tanto llanto?

Cuando yo te miro, no obtengo respuestas.

Autora: Higorca 
Poema Inédito 

jueves, 22 de agosto de 2013

DÍA DEL MAR

Acuarela de Higorca Gómez 


La mar esta serena. El cielo con su azul purisimo quiere acompañar ese paseo triunfal y distinto que hoy le ofrecen los pescadores a la Reina de los mares.
Esos pescadores o marineros que salen todos los días a recoger los frutos que ese trozo de “vergel”  nos proporciona.
Una vida muy dura para todos los que viven de ello. La mar no entiende de quienes son los que salen a faenar, a recoger la “mies” que  ella nos ofrece.
Frente a mí veo las barcas engalanadas que están a la espera de la llegada de su hermosa Virgen del Carmen. Marinera igual que ellos para acompañarla en procesión por ese mar tan suyo.
Hoy estoy “casi al final” de la piel de toro, admirando el agua plateada que parece musitar una oración por todos aquellos que una vez partieron con sus barcas y no pudieron volver porque ella y su poder los arrebato.
Escucho una plegaria, unas trompetas van acompañando a la imagen que la representa. Interesante momento. Una pausa, se hace un silencio completo acompañado de un fervoroso murmullo son las olas que acompañan la misma oración mientras los pescadores con su fervor traen hasta la barca a la Madre en brazos, bailándola al compás de su Salve Marinera ¡Impresiona!
Mientras: miro, escucho, repaso…
Vienen a mi mente pasajes de ese trozo azul del globo terráqueo y me puedo dar cuenta de la inmensidad de la misma.     
La puedo ver serena, plateada, color turquesa. Los pescadores navegan sin miedo, sin temor. Amando pero con precaución porque de pronto ese cielo que ha estado en calma se oscurece, se torna plomizo y aquel mar fiel se enfurece y pierde todo el control levantando olas inmensas intentando tragarse los barcos que confiados vuelven con su preciosa carga.
Parece decirnos, o quizás avisarnos con su ira que debemos cuidar y respetar    entorno ¿Lo hacemos?
Mientras pisamos la dorada arena advertimos que una buena cantidad de “basura”, desechos humanos, dejados por las manos del hombre, huellas de nuestro propio rastro por todas partes sin respetar nada.
 ¿Por qué no lo cuidamos????? ¿Seguramente porque pensamos que el planeta tierra no tiene fin?
Debemos ser respetuosos con todo ello para poder ampliar la vida en todas las cosas maravillosas que nos rodean. Dejar el patrimonio intacto para los que puedan venir detrás de nosotros.
Miro de nuevo el mar, y al final del mismo. Ese horizonte inmenso uniéndose con la tierra.
¡Bueno eso nos parece! Y pienso: QUE HERMOSO ES SOÑAR

Higorca Gomez

viernes, 9 de agosto de 2013

¿QUÉ SOMOS? DICEN QUE ENERGÍA

Oleo sobre cartón preparado de Higorca Gómez


Pasajes y más pasajes. Como películas. Trozos de la vida que se arraigan en la mente ¿Raíces entrelazadas de nosotros mismos?
Caminos y más caminos que parecen hierros candentes. Mensajes que traen a la mente la fuente necesaria de todo un tiempo.
¿Qué digo tiempo? Vida, toda una vida que dicen es larga. Me pareció a mí que fue demasiado corta. Como un dulce y amargo sueño, porque de todo he tenido.
Claro, me dicen ¡como el resto de aquellos que me antecedieron! Y de aquellos que más tarde vendrán precediendo.
La vida pasa ¡la vida no! ¡Siempre es la misma! Todos los que nacemos y morimos. Porque, se nace y se muere. Todo aquello que está vivo. Dicen - es el ciclo de la vida - ya sean: plantas, animales o personas.
Todo es uno. Cada uno con su inteligencia. Porque sí, todo lo que pasa por este pequeño e inmenso mundo es energía y toda energía tiene su propio pensamiento. Su propia vida.
Así una a una pasa como una diapositiva. Energía pura y dura. Como tal envejecemos nada más nacer. Nos envolvemos en una rosca como la crisálida. Crecemos y cuando llegamos a una edad joven y madura es cuando esa flor de nuestra vida está más hermosa. Después viene la decadencia y vemos ahora que somos como esa margarita que se va deshojando lentamente.
Llega la madurez y menos lento bajamos la cuesta. Esa cuesta que nos lleva a la misma muerte.
Mientras, nuestra mente se forma intentando llegar al máximo de las fuerzas.  Llenando nuestras tuberías cerebrales de vitalidad, nuestras neuronas de ese espeso y al mismo tiempo invisible liquido llamado inteligencia.
Así va pasando el tiempo y llenando todo lo que nos rodea nuestro ciclo vital.


Higorca