Seguidores -- GRACIAS POR ACOMPAÑARME OTRO AÑO

UNIÓN HISPANOAMERICANA DE ESCRITORES

UNIÓN HISPANOAMERICANA DE ESCRITORES

PALABRAS DIVERSAS

CONCIERTO DE MORENTE

LA EPIDEMIA AZUL

LA EPIDEMIA AZUL
Portada: Higorca

jueves, 26 de mayo de 2011

LEONORA CARRINGTON



Hoy, con su paleta y su caballete a cuestas, un fajo de papel, unos cuantos lapiceros, y un escoplo, una gran creadora, una artista se ha ido a otro universo para seguir brillando, rutilando como una estrella más.
A sus noventa y cuatro años, con una gran carrera, una enorme sabiduría, una buena forma de mover el pincel y la pluma, el martillo, y, el cincel. Doña Leonora Carrington nos ha dejado.
Maestra de la pintura, grande entre las grandes, supo llevar los colores, el surrealismo, la creación, y, la imaginación, como bandera a lo más alto, quizás ¿Por qué no? Al éxtasis. Porque crear es soñar, imaginar un mundo distinto, un mundo donde el mal no existe, solamente es, su propio mundo. Ella además era una artista, porque artista es aquella que hace más de una disciplina: Pintora, escultora y escritora, por sus venas corría, creación pura.
Fue amiga, compañera de otros grandes pintores, y escritores de su época, respetada y admirada, vivió en un tiempo duro, pero eso no la hizo desfallecer. Su obra se exhibe en distintos museos alrededor de todo el mundo. Hoy ya todas sus herramientas y ella descansan en paz. Gracias maestra por hacernos dignos discípulos de su arte. 

4 comentarios:

María dijo...

Grande La Sra. Carrington!
Me sumo a tu homenaje a tan insigne artista.
Un beso a la línea de tus pinceles y tus plumas.

Norma dijo...

Regio homenaje para una grande, de otra grande por supuesto.
Besosssssssssssssssssssssssss

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

Hola Higorca:

Un sentido homenaje le has hecho a tan insigne pintora.

Te comento dos días más tarde.
No me salen las actulizaciones de tu blog.
Y he venido yo por si habías escrito algo más.

Recibe un abrazo amiga, Montserrat

INTENTOS DE ESCRITORA. dijo...

He estado unos días fuera y también fuera de contacto con este mundo.
He leído en el periódico sobre la muerte de Laura Carrington, pero me temo que no había oído hablar de ella, lo cual debe de ser una prueba más de mi ignorancia.
Un abrazo fuerte.